LA CHISPA

LA CHISPA.



La triste mañana oscura,
se levanta poco a poco
reposando entre las candelas
de una noche blanca y
por la luz de la luna llena.
El rebaño de nubes negras
desaparecen y se pierden
en la hoguera, gigante
y amable gitana inmensa.
Los colorines de su manto
van grabando una sonrisa
entre cada esquina y ventana
y el olor de sus blancos trajes
nos recuerda a la yerbabuena.
Ahora empieza el campanillero
a tocar una nueva melodía,
y entre calle y calle,
una corriente de sinfonías.
Ya se levanta de la almohada
ese triste y nuevo día.